Player_slider

Artículos

Demasiado entrenamiento puede arruinar la carrera de los jugadores talentosos

Las investigaciones muestran que los niveles demasiado altos de actividad pueden restringir el desarrollo de los jugadores mas talentosos. Éstos están sometidos a una mayor presión aumentando el riesgo de lesiones a corto y largo plazo.    

8 de agosto de 2017 

Too much practice can ruin the career of talented players
Es un factor importante para el desarrollo de los jugadores que éstos tengan un margen de tiempo para descansar y recuperarse entre los entrenamientos y los partidos.

Cuando somos niños nos recuerdan constantemente la importancia de hacer ejercicio regularmente. En el fútbol, a menudo son los jugadores más talentosos los que pasan más tiempo en el campo con el balón. Sin embargo, también es un factor importante para el desarrollo de los jugadores que tengan márgenes de tiempo para descansar y recuperarse entre los entrenamientos y los partidos. Una Universidad Noruega declaró:

- "Normalmente, los entrenamientos están destinados a mejorar el rendimiento de los  jugadores, pero a veces pueden llegar a traernos problemas restringiendo el desarrollo del futuro jugador. Es bien sabido que hay que entrenar para mejorar, pero algunos jugadores entrenan en tal medida que es más probable que sufran lesiones", argumenta Stig Arve Sæther, profesor universitario del deporte y ejercicio en la Universidad de Ciencias Técnicas de Noruega.

Se refiere a un proyecto de investigación llevado a cabo en 2015, donde los jugadores junior noruegos estaban equipados con un acelerómetro para medir la actividad física. Demostró que sus cuerpos estaban mucho más exhaustos que otros niños de la misma edad, 901 movimientos por minuto, en comparación con 542 movimientos por minuto. En otras palabras, un nivel de movimiento 65% más alto, lo que reduce la recuperación en gran medida. 

- "De la misma manera, es mucho más difícil mantener tu motivación cuando no te has recuperado del todo", argumenta. 

Carga mental

Stig Arve Sæther cree que, cuando el entrenamiento constante se combina con la presión adicional del entorno se puede llegar a experimentar el efecto opuesto al deseado. Él cree que aumenta el riesgo de quemarse mentalmente.  

Específicamente, esto sucede con mayor frecuencia entre los grandes talentos del fútbol, quienes a menudo además del entrenamiento con el equipo, también tienen entrenamiento individual especializado. La investigación también mostró, que las personas que ya habían participado en otros deportes a lo largo de su adolescencia, tenían mayor nivel de motivación para entrenar, el nivel requerido para desarrollar plenamente su talento. Además, el estudio también concluyó que si el niño solo había practicado un deporte, era imposible saber exactamente cuáles serían sus preferencias.

- "Ellos creen que el deporte es divertido y entretenido. La motivación de los jugadores también es más prominente cuando el entrenador define el talento y lo que caracteriza a los jugadores", argumenta Sæther.

Un buen entrenador puede ayudar a encontrar y desarrollar esta motivación interna. No solo a través de un buen entrenamiento, pero también a través del reconocimiento y la apreciación del desarrollo del jugador, manteniendo un buen diálogo sobre los posibles problemas diarios que éste pueda tener en casa o con los amigos.

10.000 horas de entrenamiento

En el deporte profesional, a menudo se dice que uno debe haber entrenado 10.000 horas durante 10 años para llegar a la cima. Es decir 1.000 horas por año o sea unas 20 horas por semana. Si un niño entrena casi 3 horas por día, 7 días a la semana, no es de extrañar que al cabo de poco tiempo experimente un estrés que le ocasionarás graves problemas. La presión que se ejerce sobre los jóvenes talentos, según el investigador noruego, es un factor dominante que produce agotamiento mental junto con lesiones físicas que pueden permanecer el resto de sus vidas.

Mientras que el equipo nacional femenino de Dinamarca de balonmano triunfó en la Copa del Mundo de 1997, una de sus jugadoras, la desafortunada Merete Møller, tubo que mirar los partidos desde el banquillo a causa de una lesión. Permaneció en los banquillos hasta que se dio cuenta que ya no podría volver a jugar. A fecha de hoy todavía tiene que lidiar con el dolor ocasionado por dicha lesión. 

Hoy, trabaja como fisioterapeuta con un doctorado de la Universidad de Aarhus, y entiende mejor que nadie lo que una lesión durante un entrenamiento puede causar. En 2017, llevó a cabo un extenso estudio dedicado al dolor que padecen las jóvenes jugadoras de balonmano en Dinamarca. La conclusión del informe fue que si el entrenamiento de las jóvenes de entre 14 y 18 años no está estrictamente controlado y manejado en términos de calidad y cantidad, las deportistas tienen un mayor riesgo de desarrollar graves lesiones en los hombros, que no solo podrían arruinar sus carreras sino que también podría dañar sus vidas en el mercado laboral.

-"Esto último es muy importante de entender, no solo lo es para las deportistas, sino también para los entrenadores y otros responsables de la comunidad del balonmano", explica Møller y agrega: 

-"En los últimos 20 años, se han hecho grandes descubrimientos en el área de las lesiones, sin embargo, nuestro conocimiento no se está poniendo en práctica en el balonmano. Es importante que aprendamos de nuestras experiencias y de las investigaciones para reducir la cantidad de lesiones en los hombros y el dolor crónico de éstos".  

Tendencia creciente de las lesiones 

El informé también mostró que 104 de las 679 personas con las que se experimento desarrollaron lesiones en alguno de los hombros a lo largo de la investigación. Un número tan elevado es motivo de preocupación, Merete Møller cree: 

- "Es muy preocupante el número tan elevado de jóvenes que desarrollan dolores en los hombres durante una sola temporada. Esto se debe principalmente por no tomar las medidas adecuadas respecto al número de horas de entrenamiento de cada jugador".

Møller comenta que no es tarea fácil para el entrenador administrar el tiempo de entrenamiento de cada jugador. Algunos entrenan por la mañana, otros por la noche y otros dos veces al día.  

- "A los jóvenes jugadores les encanta entrenar, y yo no era diferente. Algunos jóvenes entrenan incluso más que los veteranos y pueden manejarlo mejor.  Pero otros no pueden."  Declara Merete Møller.

Artículos populares
Tennis_Forældre_lead.png ¿Hasta qué punto deberías incitar a tu hijos para que practiquen algún deporte?

¿Son los padres los que deberían incitar a sus hijos a practicar algún deporte o, por lo contrario, son los ni…

manchester united trøjer.png Historia de una camiseta - Manchester United
Fodboldhold_Orange.jpg Plataforma deportiva para clubes
Haz como 687000 otros usuarios